14 HÁBITOS DIARIOS PARA UNA VIDA SALUDABLE

Muchas veces caemos en dinámicas automáticas que pueden no llegar a ser lo más saludable. Es posible que quieras incorporar nuevos hábitos en tu vida, pero no sabes por dónde empezar. ¡No te preocupes! 

Aquí te dejamos 14 hábitos para que apliques en tu día a día y logres beneficios en tu vida como:. 

  1. Reducir estrés y ansiedad
  2. Sentirte mejor contigo mismo
  3. Conseguir dormir mejor
  4. Alimentarte mejor 
  5. Mejorar la movilidad de tu cuerpo

No hace falta que estés haciendo una hora de actividad física. La cosa está en hacer hábitos, ser constante y estar comprometido. Por eso decimos que aunque sean 10 minutos, siempre será mejor que ninguno. Y si haces más, perfecto. 

Esto nos ayudará a obtener mayor movilidad y flexibilidad, mejorar la respiración y a reducir el riesgo de problemas de corazón.

¿Cuántas veces hemos escuchado que hay que beber entre 2 y 3 litros diarios de agua? Bueno, lo mejor es beber la cantidad de agua que mejor se ajuste a ti y a tu vida, si eres atleta, sedentario, haces actividad física o trabajas moviéndote mucho. 

Beber agua es muy importante para la limpieza del organismo, la lubricación de las articulaciones y ayuda a regular la temperatura. Además, evita el dolor de cabeza y la fatiga.

Lo mejor es beber entre comidas, y, concretamente, hasta media hora antes de comer para así mejorar la digestión de los alimentos. Hay nutricionistas que aconsejan no beber agua hasta pasado mínimo media hora de haber comido porque puede afectar a los jugos gástricos que tu cuerpo está creando para proceder a la digestión.

Una manía que tenemos muy arraigada es el coger el móvil una vez abrimos los ojos, eso es algo que nos puede definir el día según lo que vemos en la pantalla. Una forma de que el que decida sobre tu día seas tú, es empezarlo sin ninguna red social o mensajes. Empieza tu día, tómate tu té o café, visualiza cómo quieres que sea y cuando te sientas preparado/a, revisa tu teléfono móvil.

Muchas o casi todas las noches nos vamos a dormir con el teléfono en la mano. Estamos con él todo el día. Prueba a dejarlo una hora antes de la hora de dormir, verás que notas cambios en cómo concilias el sueño. 

La luz que emiten los dispositivos hacen que nuestra mente no esté preparada para descansar ya que se siente activada. Esto interrumpe el proceso de la melatonina, la hormona encargada de regular el sueño.

Meditar antes de irte a la cama puede ayudarte a conciliar mejor y tener mejor calidad de sueño. De hecho, en Blue Bamboo tenemos un Curso de Dormir Mejor.

Parece que no, pero la crema solar es vital. Sobre todo, aplicarla en la cara, que es la zona más expuesta y la más fina y vulnerable. Incluso los días nublados, ya que la radiación solar está presente en todo momento. 

Si te echas crema todos los días evita que tu piel se dañe por la acción de agentes externos, además que retrasa el envejecimiento de la piel, evita la aparición de manchas a causa de la exposición al sol, la hidrata y protege de los rayos UV/ UVB.

Para llevar una vida más calmada y consciente, es dedicar en nuestro día un rato a meditar, respirar y tener un momento de paz completa en estos días en los que estamos tan ajetreados. Vivimos en una sociedad apurada que no tiene tiempo para nada. 

En Blue Bamboo tenemos varias clases cortas de Meditación para aquellas personas que no tienen tiempo, así puedan sacar como máximo 10 minutos de su tiempo y sentirse conectado consigo mismo.

Creemos que sabemos respirar, aunque debo decirte que no es así. Respiramos en automático, pero, ¿cómo es tu respiración? ¿Está tranquila, constante, agitada…? No solemos darle la importancia porque es algo que nos sale solo. 

Párate un momento, respira y analiza tu modo de respiración. Cierra los ojos y colócate una mano en el pecho y otra en el abdomen y descubre cuál es tu respiración, qué partes de tu cuerpo se hinchan al inhalar. Concéntrate en si respiras por la boca o por la nariz. Ya verás que simplemente con eso, logras una conexión con tu respiración y te podrás sentir más relajada y calmada.

Una forma de dejar salir lo que sentimos y darles lugar es la escritura. Cuando no sepas cómo expresarte, qué es lo que sientes o cómo organizar todos tus pensamientos, escribe. Al principio te parecerá raro, es cuestión de acostumbrarse. 

Un estudio de la Universidad de Auckland (2013) descubrió que recurrir a la escritura ayuda a gestionar nuestras emociones, evitar la depresión y reducir el estrés.

Caminar tanto como para empezar el día como para acabarlo es un muy buen hábito. Estás presente en tu paseo, solo tienes que concentrarte en eso. Verás que paz sientes al acabar y cómo afrontas las cosas de manera diferente después de hacerlo.

No siempre lo ideal es comer a las horas establecidas, porque puede ser que esas no se ajusten bien a tu vida o a tu cuerpo. Adapta tus horarios de comidas a las que mejor te vengan y las que intuitivamente sientas. No comas por comer.

Lo principal aquí es conocer tu nivel de saciedad, escuchar a tu cuerpo cuando ya está lleno y no darle más por inercia. 

Esto nos llevará a tener mejor relación con la comida y a respetar nuestro cuerpo. Aprendes a comer según tus señales. Reduces el hambre emocional, esto es comer por estrés o por alguna emoción en concreta y no porque tengas hambre realmente. 

Lo mejor para llevar una vida saludable es tener en cuenta qué alimentos consumimos. Es por esto que recomendamos totalmente evitar el consumo de ultraprocesados, que son alimentos altos en azúcares, grasas totales y grasas saturadas, entre otros. 

El azúcar es un alimento muy adictivo, aunque podemos sustituirlo cuando nos entren ganas de algo dulce por frutas como el plátano, dátiles, melón, que nos dan ese sabor dulce. 

Si nuestra pasión es el chocolate, os recomendamos un chía pudding muy fácil de hacer:

  1. Leche vegetal: pocos ingredientes y no azúcares añadidos. 
  2. Chía. 
  3. Cacao Puro. 

Lo mezclamos todo y lo llevamos a la nevera unas horitas para tener un delicioso pudding que nos quitará el antojo.

Si tienes 5, 10 o 20 minutos libres en tu día, por pocos que sean, dedícalo a hacer algo que te apasione pero que siempre pospones por falta de tiempo. Ya sea dibujar, leer, hacer yoga, dar un paseo… lo que más te guste hacer a solas. 

Dedicarse tiempo a uno mismo hace que se mejore el bienestar general y con ello, mejoran tu relación con el entorno. La psicóloga ​​Shilagh Mirgain de la Universidad de Wisconsin comenta que el buscar ese tiempo para el bienestar personal reduce el estrés cotidiano. También, nos ayuda a mejorar nuestra creatividad, empatía y aumenta nuestra felicidad.

Vivimos en una sociedad de locos, de andar rápido y de vivir con estrés. A la hora de irnos a la cama es normal que nos cueste dormir. Por eso, es recomendable que tomemos infusiones relajantes (tilas, valeriana, manzanilla…) para preparar nuestro cuerpo para dormir. 

Cuando te despiertas y agradeces lo que tienes en la vida, empiezas el día de manera diferente. Agradecer es sinónimo de estar feliz con lo que uno tiene y da fuerzas para afrontar lo que venga en el día. Al igual que, a la noche después de un duro día, agradecer puede dar luz a las cosas buenas que han pasado en ese día y dejar a un lado las malas.

Esto nos ayuda a ser mucho más positivos, incrementa nuestra felicidad y bienestar, aumenta la fuerza mental y tus emociones pasan a ser más positivas.

Estos son los 14 hábitos saludables que te recomendamos. Si te apetece empezar a practicar Yoga te proponemos que pruebes 7 días GRATIS nuestra plataforma. Contamos con videos para nivel principiante y más avanzado. Prueba todos los beneficios del yoga.

¿Incorporarás alguno de estos hábitos? Te invitamos a unirte a Blue Bamboo y así puedas aprender sobre Yoga, Nutrición, Bienestar y sobre ti mismo. BB es un estilo de vida.

¿QUÉ SIGNIFICA NAMASTÉ?

¿QUÉ SIGNIFICA NAMASTÉ?

¿Alguna vez te has preguntado qué significa la palabra Namasté? Ese sonido que has escuchado tantas veces en tus prácticas de yoga, que has visto en redes sociales o que incluso has escuchado decirlo entre yoguis. ¡Vamos a descubrirlo!

¿Qué significa Namasté? ¿De dónde viene la palabra?

La palabra Namasté, se dice que viene del sánscrito. Esto se refiere a la lengua clásica de la India y sagrada para los hinduistas.

El origen etimológico define dos raíces a distinguir: Namas (que viene de ‘Nam’, es un saludo, como de cortesía o reverencia e inclinación) y (significa ‘tú, te, ti’, es decir, se refiere en singular a una persona). Al final, significa algo como ‘te saludo a ti’, “ te reverencio” o “me inclino ante ti’.

Si se quisiera usar en plural para referirse a varias personas, el término correcto sería ‘Namo Vaha’.

Por su parte, Namasté puede significar tanto un saludo, lo divino en uno mismo y un agradecimiento. Esto se debe a que se utiliza desde una perspectiva espiritual y desde lo profundo del ser. Significa honrar quiénes somos y a los demás. Es un signo de respeto y cortesía.

Su definición es mucho más espiritual de lo que parece, ya que en el hinduismo la divinidad interna en las personas tiene mucha importancia. A pesar de que las personas hinduistas utilicen esta palabra tanto para saludar como para despedirse, es algo más que un ‘hola ‘ y ‘adiós’.

¿Por qué se utiliza Namasté en las clases de yoga?

El yoga no es solo una actividad física, implica gran parte mental y espiritual de uno mismo. Se busca la armonía entre cuerpo y mente llegando a una iluminación. En la práctica también se utiliza la meditación, con ella se llega a una conexión interna para la que hay que dejar atrás el ego. 

Por eso se utiliza Namasté, en forma de gratitud y humildad, reconociendo que todos tenemos divinidad en nuestro interior. Además de mostrar respeto entre profesor y alumno tras la práctica de yoga. 

¿Cómo se hace el saludo Namasté?

Un mudra es un gesto sagrado con las manos cuando se hace yoga o meditación. El de Namasté es juntar las palmas abiertas enfrente del pecho y una inclinación de la cabeza con los ojos cerrados. También, tus manos pueden estar a la altura de la frente y luego bajarlas al corazón.

¡Cuéntanos qué opinas de este saludo! ¿Lo vas a empezar a utilizar?

En tus clases, ¿cantas el mantra OM? Aprende el significado de OM apara seguir profundizando en el mundo de yoga.

Si no eres parte de la familia Blue Bamboo, ¡te animamos a ello! Somos tu plataforma online de yoga, movilidad, meditación y mucho más. ¡Descúbrenos!

TODO SOBRE EL MANTRA OM

TODO SOBRE EL MANTRA OM

Posiblemente, alguna vez te hayas preguntado qué significa el mantra Om, que tantas veces has escuchado en tu práctica de Yoga.

En este artículo te vamos a resolver todas tus dudas.

¿Qué significa el Mantra Om? ¿Cuál es su origen?

El mantra Om se define como “la semilla”, el origen de todos los sonidos y palabras. Se canta en las clases de yoga para conectar con el yo superior, el universo y profundizar en la meditación. 

Para los hinduistas y budistas el mantra Om es un sonido sagrado. Es considerado la vibración cósmica, el sonido original de la creación del universo que abarca todos los demás sonidos dentro de él.

Aunque el término está vinculado a la cultura india, el budismo, el hinduismo y el jainismo, el canto om es una práctica espiritual que trasciende la cultura y la religión

Se pronuncia a través de los sonidos OM como AUM. Este último se desglosa en las sílabas A, U, M. 

A: El primer sonido del om es "A," pronunciado "ah." 

U: "U" u "oo" es una continuación natural del sonido que comienza con "ah." 

M: El sonido "M" se hace sellando los labios para completar la parte oral del mantra.

Según los Vedas, un conjunto de antiguas escrituras hindúes, el silencio después de la "M" en om se conoce como Anahata Nada o "silencio puro." Algunas enseñanzas definen esta parte como algo más allá del sonido o la comprensión verbal, mientras que otras afirman que representa un estado pacífico de conciencia.

La palabra mantra viene de MANS (mente) y TRA (liberación). Los mantras se consideran palabras sagradas sonoras que sirven de apoyo para lograr una meditación y relajación más profunda o invocar a lo divino.

Por qué se canta en las clases de Yoga

Si alguna vez has hecho una clase de yoga (online o presencial), te habrás dado cuenta de que al inicio o al final (o en ambos) se canta el mantra Om. 

Los yoguis cantan Om para comenzar o terminar una práctica de yoga, y es común repetir el sonido juntos al final de la clase entre una y tres veces. 

Al recitar este sonido universal conectas con el presente, con el aquí y el ahora. 

El mantra Om conecta al ser único, individual, con todos los seres.

Lo puedes recitar con los ojos cerrados, concentrándote en el punto entre las cejas (Anja chakra) para profundizar en la meditación y mejorar la calidad de esta.  Tus manos pueden estar situadas en forma de rezo frente al pecho o bien colocarlas en chi mudra (dedo índice y dedo pulgar tocándose) sobre tus rodillas.

Este sonido sagrado también armoniza y ayuda físicamente a tu cuerpo. Equilibrando el sistema nervioso a través de las vibraciones creadas por el sonido.

Es una forma de entrar en un ambiente de paz mental y tiene un efecto meditativo que sirve también para combatir ansiedades, situaciones de estrés o frustración.

Cuáles son los beneficios de recitar el mantra Om

Como te hemos ido contando, recitar el mantra Om tiene muchos beneficios, tanto a nivel mental como físico.

Tras numerosos estudios científicos se ha comprobado que entre sus beneficios se encuentran los siguientes:

Canta el mantra Om antes o después de tu práctica de yoga y ¡cuéntanos cómo te sientes! ¿Realizas el saludo Namasté al finalizar tus clases? Aprende el significado de Namasté.

Si todavía no te has suscrito y te gustaría empezar a meditar, a practicar yoga o bien a profundizar y disfrutar de todos los beneficios del yoga, ¡aquí te invitamos a hacerlo!

POSTURAS DE YOGA FÁCILES CON LAS QUE TODOS PODEMOS COMENZAR

¿Estás pensando en empezar a practicar Yoga?

¡Buena idea!

En este artículo ponemos a tu disposición cuáles son las posturas para principiantes

Si no sabes por dónde empezar, no te agobies, aquí te damos las claves para que practiques todas las principales posturas de yoga desde cero.

Porque no te olvides de que todos empezamos siempre desde ahí.

¡La clave son la constancia y las ganas!

Postura del Árbol o Vriksasana

Paso 1. Comienza de pie, con las piernas estiradas. Activa tus pies y “enraízalos al suelo”.

Paso 2. Desplaza tu peso al pie derecho manteniendo la espalda estirada y alargando tu columna hacia el cielo.

Paso 3. Eleva tu pierna izquierda a la vez que flexionas la rodilla y con tus manos ve al encuentro del pie.

Paso 4. Apoya la planta del pie izquierdo en tu abductor derecho. Y coloca el pie en línea con la pierna.

Paso 5. Alinea caderas y rodilla. Bascula las caderas y lleva la rodilla hacia detrás (evitando así que se adelante demasiado).

Paso 6. Continúa alargando la columna, llevando el abdomen y glúteos hacia dentro. 

Paso 7. Coloca las palmas de las manos juntas en frente del pecho en forma de rezo. Mira a un punto fijo y mantén el equilibrio.

Paso 8. Inhala y exhala de forma consciente y pausada. Trata de hacer respiraciones completas. Y si quieres puedes probar a cerrar los ojos, imaginándote ese punto fijo en el infinito.

Paso 9. Baja de forma controlada y lenta la pierna. 

Paso 10. Repite todo el proceso con la pierna izquierda. 

Postura del Niño o Balasana

Paso 1. Ponte de rodillas, separándolas el ancho de tus caderas.

Paso 2. Junta los dedos gordos de los pies y lleva los glúteos sobre tus talones, alargando la espalda y dejando caer todo el peso sobre tus rodillas y talones. 

Paso 3. Apoya tu frente en el suelo. Y lleva tus brazos detrás de tu cuerpo, arriba de las plantas de tus pies. Relajando los hombros, el cuello y la cabeza.

Paso 4. Trata de regular la inhalación y la exhalación. Cada vez que inhales lleva el aire a tu columna y a tu espalda baja, y durante la exhalación relájate sobre tus rodillas. 

Postura del Guerrero I o Virabhadrasana I

Paso 1. Empieza de pie, activando los glúteos, basculando la cadera, alargando la columna y con los brazos cerca del cuerpo.

Paso 2. Flexiona tu pierna derecha 90º y lleva tu pierna izquierda detrás estirada. Apoyando el pie de detrás en el suelo si fuera posible (colócalo en diagonal).

Paso 3. Vuelve a bascular las caderas, llevando el abdomen y los glúteos hacia tu columna.

Paso 4. Alarga los brazos hacia arriba, con los codos estirados y apuntando con los dedos de las manos hacia el cielo.

Paso 5. Tu cuádriceps y abdomen han de estar activos. 

Paso 6. Cógete al suelo con los dedos de tus pies. Inhala y exhala de una forma consciente y pausada. 

Postura del Perro Boca Abajo o Adho Mukha Svanasana

Paso 1. Colócate en la plancha. Con tus manos a la anchura de los hombros y justo debajo de estos. 

Paso 2. Con las piernas y los brazos estirados empuja el suelo con las manos y lleva las caderas arriba y detrás. (si los talones no te llegan al suelo no pasa nada, lo importante es que mantengas las rodillas lo más estiradas posible).

Paso 3. Activa el abdomen en todo momento, inhala y exhala y deja relajado el cuello y la cabeza. Lleva la mirada a tus rodillas. 

Paso 4. Continuando empujando el suelo con las mano, alargando la columna y llevando los glúteos y las caderas hacia el cielo. 

Paso 5. Para salir de la postura puedes llevar las rodillas al suelo y quedarte en Balasana o postura dell Niño.

https://bluebamboostudio.com/wp-content/uploads/2022/05/Captura-de-pantalla-2022-05-03-a-las-11.45.16-600x397.png

Triángulo o Trikonasana

Paso 1. De pie, separa las piernas el doble del ancho de tus caderas.

Paso 2. Lleva tu pie derecho hacia la derecha y deja tu pie izquierdo perpendicular al derecho. 

Paso 3. Inhala y alarga tu torso hacia la derecha. Exhala y desliza tu mano derecha por tu pierna derecha. Estirando el brazo y alargando el brazo izquierdo hacia el cielo (no es necesario que llegues hasta abajo con la mano). Si quieres profundizar más en el estiramiento coloca el brazo izquierdo estirado al lado de tu oreja.

Paso 4. Inhala y exhala e intenta que la cadera izquierda no se te adelante. Trata de llevar la cadera izquierda hacia detrás y la derecha hacia delante. 

Paso 5. Cógete bien al suelo con los dedos y las plantas de tus pies.

Paso 6. Para salir de la postura activa tu abdomen y sube. 

Paso 7. Repite el mismo proceso pero ahora con la otra pierna.

Postura del III Guerrero o Virabhadrasana III

Paso 1. Lo mejor es que partas del I Guerrero (te la explicamos arriba).

Paso 2. Desplaza el peso lentamente hacia la pierna que tienes delante. Activando el abdomen, los glúteos y los brazos.

Paso 4. Eleva la pierna que tienes detrás estirando la rodilla y activando el pie, puedes flexionarlo o dejarlo en punta. 

Paso 5. Estira y alarga los brazos hacia delante, y estira y alarga la pierna hacia detrás. Buscando el balance. 

Paso 6. Inhala y exhala. Trata de mantener tus hombros, la columna y las caderas a la misma altura.

Paso 7. Sal de la postura llevando el peso hacia detrás y volviendo al I Guerrero. Para después cerrar las piernas y mantenerte en la postura de pie con los pies juntos. 

Paso 8. Empieza esa misma secuencia pero con la otra pierna.

Postura del Plano Lateral Inclinado o Vasisthasana

Paso 1. Colócate en la plancha. Con las manos situadas a la anchura de los hombros, el abdomen y glúteos activos, las piernas estiradas y apoyando los dedos de los pies.

Paso 2. Desplaza el peso del cuerpo hacia el lateral derecho, dejando como base el borde exterior del pie derecho apoyado en el suelo y colocando arriba el pie izquierdo. A la vez que centras la mano o el antebrazo derecho en el suelo.

Paso 3. Sube las caderas y no dejes que caigan. Para ello activa el abdomen, mantén las piernas estiradas y sujétate con fuerza con la mano o el antebrazo derecho.

Paso 4. Eleva el brazo izquierdo estirado hacia el cielo, alarga y deja que la mano izquierda quede en línea con el hombro. Abre el pecho, activate y aleja los hombros de las orejas. 

Paso 5. Realiza el mismo proceso pero con la otra pierna.

Postura de la Media Paloma o Eka Pada Rajakapotasana 

Paso 1. Siéntate sobre el mat, coloca la pierna derecha flexionada delante de la pelvis. Flexionando el pie para proteger la rodilla y alineando el talón del pie derecho con la rodilla de la pierna derecha. 

Paso 2. Estira o bien deja relajada detrás la pierna izquierda. Intenta llevar la cadera izquierda hacia el suelo. Metiendo el abdomen hacia dentro y alargando los brazos hacia delante y hacia lejos.

Paso 3. Deja caer la cabeza sobre la esterilla. Relaja el cuello. 

Paso 4. Inhala alarga los brazos y estira activamente todo el cuerpo (glúteo derecho incluido), exhala intentando relajar el punto que sientas con más tensión en tu cuerpo en ese momento.

Paso 5. Poco a poco incorpórate y repite la misma secuencia pero con la otra pierna.

Si te animas a probarlas, ¡cuéntanos qué tal!

Además, si no estás suscrito a nuestras clases de yoga, movilidad y meditación online, ¡te invitamos a hacerlo aquí

PROGRAMAS DE YOGA Y MOVILIDAD ONLINE

DESCUBRE, ESCOGE Y PRACTICA CON LOS NUEVOS PROGRAMAS DE YOGA Y MOVILIDAD ONLINE QUE HEMOS HECHO PARA TI, PARA AYUDARTE A CREAR TU PROPIA RUTINA DE AUTOCUIDADO.

Sabemos que a veces vas perdido o perdida en tu rutina de yoga o deporte semanal. Que no sabes bien cómo organizar tu semana, porque quieres trabajar todo el cuerpo, ganar fuerza, elasticidad y movimiento, pero no sabes por donde empezar, que rutina seguir, o que clases hacer para poder lograr tus objetivos. 

Incluso sabemos que a veces no sabes que objetivos fijarte para esa semana o mes concreto. 

Por eso hemos creado una sección nueva en Blue Bamboo “PROGRAMAS”.

Los programas de yoga y movilidad online han sido creados para todos los que queréis retaros, superaros y seguir una rutina específica que te lleve a evolucionar en la práctica del yoga, los estiramientos y el movimiento del cuerpo.

Programas de 3, 4 y 5 días semanales en los que sentirás un verdadero progreso y evolución. Al convertir estas clases en un hábito de tu día a día, te obligarás a parar unos minutos al día, para hacer la clase que te toque, con nuevas posturas, nuevos movimientos, y lo mejor de todo, nuevos retos. Y esto sin duda te ayudará a sentirte muchísimo mejor no solo a nivel físico sino también a nivel mental.

¿Cómo empiezo?

Antes de empezar y elegir un programa piensa y reflexiona sobre las siguientes preguntas:

Después de resolver estas preguntas ya puedes ponerte manos a la obra. 

Escoge que es lo que quieres trabajar, full body (todo el cuerpo), flexibilidad, core, … o el tipo de clase que prefieres, Hatha, Hipopresivos, Ashtanga, Restaurativo, … Elige tu nivel y ahí encontrarás los programas perfectos, con las clases en las que trabajarás durante unos días todo lo que más desees.

Si eres principiante y te has iniciado en el mundo del yoga hace poco tiempo, incluso si practicas desde hace tiempo pero nadie se ha parado hasta día de hoy a explicarte las posturas y secuencias básicas del yoga, te recomendamos que comiences por los programas:

Empieza, por el principio, sin estrés y construye una buena base para evitar lesiones y posteriormente seguir sin problemas clases con secuencias de yoga más largas. 

Si eres intermedio o avanzado siéntete libre de combinar varios programas, por ejemplo uno de yoga intenso como “Bliss Hatha” para hacerlo por las mañanas, con clases desde 35 a 50 minutos, en el que trabajarás todo tu cuerpo. Y otro de yoga más suave como el programa “Déjalo Ir” para hacerlo por las tardes antes de cenar y relajar tu cuerpo después de un intenso día de trabajo, con clases de entre 30 y 40 minutos. 

Combinando el yoga y la movilidad, lograrás tener un cuerpo más fuerte, más flexible y cómo consecuencia un cuerpo sano.

Además relajarás la mente, desconectarás de la rutina y reconectarás contigo dedicándote unos minutos al día.

¡Porqué te mereces ese ratito para ti!

¿POR QUÉ REGALAR YOGA PARA LA SALUD ESTA NAVIDAD?

¡Estas navidades regala salud, regala una suscripción a Blue Bamboo, tu estudio de yoga online!

La salud siempre ha sido muy importante para el bienestar físico y mental de las personas , pero si bien es cierto que en estos últimos años ha cobrado más importancia que nunca.

Se acerca la época de Navidad, encuentros con familia y amigos,  cenas de empresa, regalos, amigos invisibles…y hemos pensado ¿qué mejor que regalar salud y bienestar?

El consumismo en Navidad supone una problemática que todos tenemos que enfrentar, una excesiva generación de residuos que terminan en la basura, una gran contribución al cambio climático, a la contaminación y al derroche de recursos energéticos, entre otras. Con el paso de los años, han aparecido tendencias que se basan en un consumo responsable y en la sostenibilidad, como la idea de regalar experiencias antes que productos . Al apostar por las experiencias se disminuye una de las consecuencias más importantes del consumismo en Navidad: la generación de residuos.

¿CÓMO PODEMOS EVITAR LAS COMPRAS ABUSIVAS EN NAVIDAD?

Pues bien, para no contribuir a las compras abusivas en estas épocas tan señaladas,  ofrecemos una alternativa. Si aún no sabes qué regalar te traemos la idea más acertada tanto para los amantes del fitness y el yoga como para los más principiantes que quieren iniciarse en este mundo. ¡REGALA UNA SUSCRIPCIÓN A BLUE BAMBOO!

Yoga online

Si hay una práctica útil para sentirte bien contigo misma/o y fluir, sin duda, es el Yoga. El Yoga te ayuda a equilibrarlo todo, es un estilo de vida para cuidarte y fortalecer tu cuerpo y mente. Es el pilar que sostiene la salud física de tu cuerpo y que te da vigor para seguir remando en otras áreas. Además, en Blue Bamboo encontrarás entrenamientos, prácticas de meditación guiadas, clases de estiramientos, mobility y muchas más disciplinas enmarcadas en el mundo de la vida equilibrada.

Por supuesto, una de las principales ventajas de Blue Bamboo es que es un estudio de yoga online, ¿ podría haber algo mejor? Tienes la posibilidad de disfrutar de clases de yoga grabadas las 24h al día, 7 días a la semana, ya no hay una cena, trabajo atrasado, etc. que haga perderte tu clase de yoga,  tu decides como organizar tu día y además puedes practicar tantas veces al día como te apetezca.

El yoga nunca ha sido tan flexible como ahora. ¡Apúntate y no lo dejes pasar más!

TIPS PARA AFRONTAR CON ACTITUD POSITIVA LA VUELTA A LA RUTINA

TIPS PARA VOLVER A LA RUTINA

Septiembre ha llegado, toca despedirnos de las vacaciones para reincorporarnos a nuestras rutinas y obligaciones. La vuelta al trabajo después de verano siempre se hace un poco cuesta arriba, pero todo en esta vida tiene una parte positiva (sí, esto también).

Seguramente ahora mismo no veamos nada gratificante en volver a sentarse en una silla frente al ordenador durante horas después de unas vacaciones idílicas y tranquilas en la playa, en la montaña o en la casa del pueblo.  Desde Blue Bamboo os proponemos algunas recomendaciones para afrontar la vuelta a la rutina de una manera más positiva.

EL VERANO CONTINÚA

Que las vacaciones hayan terminado no significa que el verano también. El buen tiempo se mantiene y continúa la posibilidad de hacer planes al aire libre. Aprovechar las horas de sol, las tardes largas para tomar algo o para hacer ejercicio y las noches agradables para seguir cenando en la terraza o en el balcón. Es un buen momento para quedar con amigos y familiares, ponerse al día contando como han ido las vacaciones y hacer un poco de terapia de grupo en esta depresión post-vacacional que nos invade.

COMIDA SANA Y EJERCICIO

La vuelta a la rutina puede ser la excusa perfecta para retomar las buenas costumbres. En vacaciones solemos comer más fuera de casa, a diferentes horarios y, en muchas ocasiones, con excesos. Y, aunque tenemos más tiempo libre, solemos dejar el ejercicio a un lado y no practicarlo con tanta frecuencia como durante el resto del año. Es el momento de volver a una dieta sana y a una práctica deportiva más regular. Más fruta y verdura, cantidades más controladas, horarios más estables y un poco de ejercicio cada día nos ayudará a llevar mejor la vuelta a la normalidad.

BUSCA UNA MOTIVACIÓN

Piensa en algo que te gustaría hacer a corto plazo que no implique mucho estrés o un gran esfuerzo. Un plan que te permita dejar de pensar en las vacaciones pasadas y ver el futuro con más alegría. Planificar una escapada para el próximo puente, sacar más provecho a tus hobbies o hacer algún curso o taller interesante. Algo a corto plazo que te motive y que te ayude a llevar la vuelta con otra actitud.

PROPONTE UN RETO

Ponte un objetivo alcanzable, prepara una carrera popular, busca una nueva afición deportiva o retoma aquello que has dejado a un lado por vacaciones o simple pereza. En Blue Bamboo empezamos septiembre con clases de yoga online y entrenamiento en directo para que te motives y conozcas más de cerca a nuestro equipo. Sigue el calendario de clases que te proponemos y dedícate ese momento del día para desconectar de todo y sentirte mejor. ¡Apúntate y no lo dejes pasar más!

Las cosas pueden ser mejores o peores según la actitud con la que las afrontemos. Lo importante es encontrar algo positivo en cada situación para así hacerla más llevadera y sobre todo para sentirnos mejor. ¡Mucho ánimo con la vuelta a la rutina!

POSTURAS DE YOGA PAGA GANAR MASA MUSCULAR

Posturas de yoga para ganar fuerza muscular

¿Qué es lo primero que te viene a la cabeza cuando decimos la palabra ‘yoga’? La mayoría de personas suele relacionar esta palabra con flexibilidad y estiramientos, pero en muy pocas ocasiones lo solemos relacionar con ganar fuerza muscular. Pero la realidad es que con tu práctica de yoga también puedes conseguir tonificar tu cuerpo y aumentar tu masa muscular. Y no necesitas ningún tipo de complemento material, simplemente escuchando tu propio cuerpo, sin forzarlo. 

Un tipo de yoga en el que puedes ganar fuerza muscular es el Hatha yoga. Esta modalidad se basa en la pranaiama, es decir, en la respiración, y en las asanas, esto es, práctica de diversas posturas y aguantarlas durante un tiempo determinado. Existen algunas posturas con las que es más probable ganar fuerza muscular, y son aquellas en las que se ven implicados varios grupos musculares para conseguir sostener la postura. 

A continuación, vamos a hablar de algunas asanas que involucran numerosos músculos para mantenerlas y con las que puedes ganar fuerza muscular.

Si practicamos yoga con regularidad cada vez tendremos más resistencia y podremos ganar fuerza muscular progresivamente. En Blue Bamboo tienes muchíiiisimas clases de Hatha Flow, que practicamos con nuestra profe Elizabeth, y con las que podrás conseguir fortalecer tus músculos y tonificar tu cuerpo. Además, hace clases de yoga para todos los niveles. Así que, ¡no hay excusas!

¿Has practicado ya Hatha Flow con BB?

¡Comienza ahora!

Si es así, ¡cuéntanos tus sensaciones! Sino aprende con BB estas posturas de yoga fáciles.

DESAYUNO PARA EMPEZAR EL DÍA CON ENERGÍA : ENERGY BALLS

Tenemos nueva receta en el blog ¡y te va a encantar! Hoy te vamos a enseñar a preparar unas Energy Balls. Es un desayuno perfecto para conseguir esa energía que te falta por la mañana o perfecta para realizar a media tarde. También puedes hacer esta receta con tus hijos/as, sobris, primos/as… Es muy fácil y a ellos también les encantarán. Se trata de un snack saludable que te va a salvar en esos momentos de hambre entre horas.

En primer lugar, vamos a reunir todos los ingredientes necesarios para hacer esta receta. Preparamos:

Con estas cantidades salen entre 15 y 20 unidades, dependiendo del tamaño que le demos a la masa.

Una vez tengamos los ingredientes seguimos los siguientes pasos:

  1. Primer paso: trituramos los copos de avena, las avellanas y las almendras, los dátiles, el cacao en polvo y el aceite de coco. Es decir, todos los ingredientes que hemos preparado menos el coco. Trituramos hasta que obtengamos una masa homogénea. Normalmente durante 60 segundos conseguimos esta masa, pero depende también del electrodoméstico que utilicemos.
  2. Segundo paso: hacemos bolitas pequeñas. También podemos guiarnos con una cuchara pequeña para hacer el tamaño de las bolas.
  3. Tercer paso: cuando tengamos todas las bolitas las rebozamos con el coco rallado.
  4. Cuarto paso: por último, ponemos en la nevera las bolitas rebozadas.

¡Ya tienes las Energy Balls listas para comer! 

Esta receta es la que te proponemos nosotros, pero según tus gustos puedes añadir o cambiar ingredientes. Por ejemplo, para darle un toque más dulce puedes triturar con la mezcla un plátano maduro. O también puedes poner una cucharadita de crema de cacahuete. ¡Y con los toppings igual! Puedes añadir pepitas de chocolate, o picar frutos secos para rebozarlos con ellos. Haz tus Energy Balls y cuéntanos si te encantan tanto como a nosotros. Y si subes tu foto a las redes sociales no te olvides de etiquetarnos ¡Queremos ver el lado más cocinitas del BBTeam!

¡Únete a Blue Bamboo!

EL SUP YOGA

¿QUÉ ES EL SUP YOGA?

¿Te imaginas unir el mar y el yoga? Pues eso es lo que permite el SUP yoga. ¿Alguna vez has oído hablar de esta disciplina? ¡Te contamos un poco sobre ella!

En primer lugar, vamos a hablarte sobre el nombre de esta especialidad. El término Sup procede de las siglas en inglés de ‘Stand Up Paddle’, o lo que todos conocemos como Paddlesurf o Surf a remo. Para quien no lo conozca, se trata de un deporte que se practica en el agua, ya sea en el mar, en lagos o en ríos, en el que nos situamos de pie sobre una tabla y con la ayuda de un remo nos movemos sobre la superficie del agua. 

Bien, pues el SUP yoga fusiona el Paddlesurf con el Yoga, dando lugar a una experiencia única. Su filosofía principal es conectar con el mar y hacernos sentir parte del ritmo de la naturaleza. 

Practicar esta disciplina tiene múltiples beneficios, ya que se saca provecho de las dos actividades. Fortalece el core, el tren superior y el inferior, y mejora nuestro equilibrio, nuestra coordinación y mejora nuestra resistencia. ¡Pack completo!

Eso sí, es importante practicarlo a primera o a última hora, cuando el agua está más calmada y hay menos posibilidades de que el viento se levante. 

Cuando realizamos SUP yoga la percepción sobre nuestro cuerpo es mayor, por lo que sentimos más las compensaciones. Esto nos permite corregir desviaciones y mantener una correcta alineación.

Debido a que la superficie sobre la que realizamos la práctica es el agua, trabajamos más la fuerza y la estabilidad de nuestro cuerpo. Y, contribuye a aumentar el grado de concentración de nuestros movimientos, lo que nos ayuda a centrarnos más en el momento presente. 

Además, para aquellos que practican surf es una actividad complementaria perfecta ya que estos beneficios serán de gran utilidad para después enfrentarse mejor a las olas.

Las sesiones de este tipo de práctica tienen inicio en la arena, donde se realizan estiramientos y algunas asanas para calentar. Después nos adentramos en el agua y realizamos posturas habituales de yoga tradicional. ¿Y el final? Unos minutos de relajación estirados sobre la tabla y flotando sobre el mar. Una maravilla, ¿verdad?

Ahora que ya sabes lo que es es SUP yoga, ¿te atreverías a cambiar la esterilla por la tabla? Si te apetece que hagamos un evento y vivir una experiencia única con esta modalidad ¡dínoslo en comentarios!

¡Únete a Blue Bamboo!